miércoles, 7 de enero de 2009

"El río de la vida"


Hoy quiero compartir con todos vosotros un relato que me ha gustado mucho cuando lo he leído, el mismo trata sobre los cambios de la vida, sirve a modo de ejemplo para darnos cuenta de que la base primordial para realizar esos cambios necesarios, está en la confianza en nosotros mismos. Espero que os guste tanto como me ha gustado a mí.



"EL RÍO DE LA VIDA"

El río nacía en los picos de una formidable montaña y saltaba, embravecido, soltando brillantes gotitas que relucían al sol. Nada detenía su paso. Cuando un obstáculo se interponía en su camino, lo saltaba, lo atravesaba o lo bordeaba. Era valiente, osado, generoso y flexible.

Un día llegó a las cálidas arenas de un desierto y se lanzó a atravesarlo. Pero pronto se dió cuenta de que sus aguas desaparecían en la arena, y se asustó. Aunque fue considerando las más diversas alternativas, no encontraba ninguna solución.

Inmerso en sus dudas, oyó una voz que le decía:
- El viento cruza el desierto y también lo puede hacer el río.
- El viento puede volar y yo no -respondió.
- Si te lanzas con violencia, como lo has hecho hasta ahora, no conseguirás cruzar el desierto -dijo la voz-. Debes dejar que el viento te lleve a tu destino.
- Pero, ¿cómo me va a llevar?
- Debes consentir ser absorbido por el viento -afirmó la misteriosa voz-.
Esta idea no era aceptable para el río. No quería perder su identidad y era demasiado arriesgado ponerse en manos de un viento desconocido.
- ¿Y si, cuando haya perdido mi forma, no puedo recuperarla de nuevo? -se angustió-.
- El viento cumple su función -respondió la voz-. Eleva el agua, la transporta a su destino y la deja caer en forma de lluvia. Entonces, el agua vuelve a ser río.
- Pero, ¿no podría seguir siendo siempre el mismo que soy ahora?
- En ningún caso puedes permanecer igual. Tu esencia debe ser transportada para formar un nuevo río.

El río desconfiaba de la voz; podía perderlo todo si le hacía caso. Pero una vocecita interior le decía que fuera valiente y asumiera el riesgo. Entonces, en un formidable acto de confianza, elevó sus vapores en los acogedores brazos del viento, que los trasladó hasta la cima de una montaña lejana, donde los dejó caer. A medida que las gotas de agua caían y se volvían a reunir formando un riachuelo, algo parecido a la felicidad embargó al río. Y, de repente, lo comprendió todo:

- Mi esencia es el agua, sea en el estado que sea. Al transformarme, he podido continuar siendo yo mismo. De no haberlo hecho, me hubiera perdido.

98 comentarios:

  1. Muy hermoso, y si que vale la pena leerlo...

    gracias por compartirlo..


    saludos fraternos con cariño siempre

    ResponderEliminar
  2. Es la vida en si misma. Hay que adaptarse continuamente a las nuevas situaciones o la propia vida pasa por encima tuya.

    Besos

    ResponderEliminar
  3. adapataciones a los cambios, muy bonita historia.
    muchos besos y abrazos etéreos

    ResponderEliminar
  4. Qué fácil es perderse en las transformaciones.

    ResponderEliminar
  5. Nuevo año, nuevos propósitos, nuevas circunstancias que debemos vivir muchos, y que debemos adaptarnos, y para todos, año de crisis, también etapa para cambiar, para renovarnos, esperemos no olvidar nunca que debemos dejarnos fluir por las circunstancias y los cambios, y no perder nunca ni la vitalidad ni la energía.

    Muchas gracias a todos.

    ResponderEliminar
  6. Es una de nuestras cualidades de humanos, poder encarar distintas situaciones adaptandonos a lo que se exige de nosotros en cada momento.Todo es cuestión de confianza...
    Besos María

    ResponderEliminar
  7. Que hermosos sentimientos, regalarnos este breve y suculento cuento.
    ... ahora tengo que preguntarme ¿cuál es mi esencia?... Gracias, por ayudarme a conocerme un poco más.

    Mil besos y gracias por pasar
    (bienvenida cuando quieraas)

    ResponderEliminar
  8. Un precioso relato, amiga mía; el viento al fin y al cabo es una metáfora de la vida, como en mi "Crónica"; hay que saber adaptarse a ella y ser flexible para poder seguir siendo lo que somos. Un beso, preciosa,
    V.

    ResponderEliminar
  9. Hola, María...

    Escuchar consejos, aceptar ayuda, confiar en nuestras capacidades y tomar prudentemente los riesgos necesarios.

    Creo yo, es la mejor manera de afrontar los retos de la vida.

    El río hizo todo lo anterior y logro el objetivo, el relato es muy bonito y real.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  10. Los cambios son importantes en la vida, no podemos enquistarnos en situaciones peremnes. La búsqueda del equilibrio pasa por el cambio constante y por lo preparado que estemos para esos cambios. El ejemplo está en el agua, un elemento que fluye, cambia, se adapta y siempre permanece.

    Hermoso relato María, y besos.

    ResponderEliminar
  11. Gracias María, no lo conocía. La esencia permanece, aunque cambiemos de forma. Qué bien que nos lo regales hoy. Bonita lectura antes de acostarme.
    Un abrazo amiga.

    ResponderEliminar
  12. ¡qué bonita historia! Me ha gustado la etiqueta, suma de ecología y emociones (al primer partido -político, no de fútbol!- que voté, a los 18, fue a los verdes... no ganaron, pero bueno, ahí están, je je). Felices sueños, en una nube, blanca, sobre la arena :)

    ResponderEliminar
  13. Que ese caudal de vida nunca deje de emanar paz.

    Narrado así todo es más bello, siendo autentico.

    Um gran abrazo pleno de afecto para ti

    ResponderEliminar
  14. Sabio cuento, tenemos una escencia pero no debemos negarnos a cambiar lo demás. A veces cuando uno ama a alguien se rehusa a aceptar que esa persona haya cambiado, lo cual creo es un error no podemos pretender que las personas permasnezcan sin transformarse, por eso debemos amar su ser interior, ese que reconoceremos a pesar de los años.
    Un abrazo, amiga, gracias.

    ResponderEliminar
  15. Una pluma de cristal la imagino sabia y triste, cargada con una tinta que llora las desgracias humanas y que se sabe pronta a romperse. Una pluma de cristal no puede más que ser el reflejo del alma del artista que la usa, y en tu caso, usala bien por favor, porque llegas a mucha gente.

    Te dejo un abrazo, te felicito por tu blog y te deseo un muy feliz 2009

    ResponderEliminar
  16. Hola María ya he vuelto y me encuentro que hay cosas que no cambian como la belleza de tus posts.
    Aprovecho también para desearte que tengas un excelente año 2009.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  17. Amiga, bello relato que me recuerda el poema: "Nuestras vidas son los rios..." de Manrique.

    Y muy bella la imagen.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  18. María hace tiempo que no te visito, mi estado de ánimo no ha sido el mejor, mis blogs han estado tb abandonados por unos cuantos meses, hoy leerte ha sigo bueno, creoq este mensaje que dejas es importante, porque yo no he querido aceptar los cambios, no he podido encontrar resiganción, no he dejado que el viento eleve mi esencia. No se si me comprendas, pero ha sido bueno pasar por aqui, debno agradecer a pavlova, porque de su blog vengo.
    Un beso y

    ¡¡¡¡¡¡¡¡¡FELIZ AÑO NUEVO !!!!!!!!


    ANNGIELS

    www.enmemoriadetuamor.blogspot.com

    www.poemasparamiamor.blogspot.com

    ResponderEliminar
  19. Si que es bonito el relato..Es verdad a veces hay que cambiar en algo para sobrevivir pero no se deja de ser uno mismo..El rio ha sido valiente y ha sobrevivido..

    besitos

    ResponderEliminar
  20. Precioso, como todo lo que publicas da gusto venir a tu casa :)

    Besos y buen día, princesa

    ResponderEliminar
  21. Efectivamente, muy bello e interesante.
    Y educativo.
    Transformarse para seguir siendo uno mismo. Valioso.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  22. Hermosa lección. Transformarse para seguir viviendo

    ResponderEliminar
  23. Hola Maria, acabo de llegar de vacaciones y me paso a saludarte.
    Voy poniendome al día poco a poco.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  24. Hola María.

    Interesante cuento. Qué difícil es algunas veces afrontar los cambios, pero que necesarios son.

    Besos.

    ResponderEliminar
  25. Interesante visión.

    Un comentario, tu reproductor de música en firefox se sale del margen y tapa parte del escrito, no queda mas remedioque verlo en Internet Explorer.

    Un beso

    ResponderEliminar
  26. Precioso, María...la esencia es lo importante...el estado es lo de menos...

    ResponderEliminar
  27. El relato es muy bonito María pero llevado a la práctica a mi me dá un poco de miedillo no? quiero decir, debemos adaptarnos a lo que venga pero será que yo soy tan miedicas a veces que.....glups!!! jajaja!!

    BESOTES !!

    ResponderEliminar
  28. Precioso relato...Gracias por compartirlo.
    Muchos besos.

    ResponderEliminar
  29. la vida y sus caminos

    Es precioso muchísimas gracias..por compartir. tienes un a gran sensibilidad

    Un café??

    ResponderEliminar
  30. María, gracias por esta poesía, que nos relaja cuando ya casi no podemos más.

    ResponderEliminar
  31. Me gusto la esencia de ser mar para cambiar.
    Tengo un regalito recogelo de mi blog.

    ResponderEliminar
  32. Es precioso maría, muy lindo de leer y de sentir

    un besazo bella

    ResponderEliminar
  33. Muy sabio y profundo María, me gustó mucho y me di cuenta de como se notaba tu ausencia de estos días.
    Beso

    ResponderEliminar
  34. Precisamente por circunstancias de la vida, hoy no es mi mejor día.
    Hay que aceptar los cambios y afrontar cada situación adversa que se nos presente y la verdad que en mi familia el año no ha empezado con muy buen pié.
    Te mando un besito enorme y si me permites pasaré a leerlo cuando esté más tranquilita.

    ResponderEliminar
  35. Muy bonito la verdad es que es un fiel reflejo de la vida. Besitos

    ResponderEliminar
  36. Gracias, ha sido un placer leerlo

    ResponderEliminar
  37. Es un relato maravilloso, que encierra una valiosa enseñanza. Lo importante siempre es el interior, la esencia habita dentro de nosotros mismos. Me hiciste pensar, amiga. Gracias por tus palabras siempre tan acertadas y por tu complicidad hacia mí. Un beso enorme. Me alegro de que te gustara mi cuento. Hasta pronto.

    ResponderEliminar
  38. Parábola sutil, de los caminos que ofrece la vida para sobrellevar los momentos más difíciles...un abrazo desde azpeitia

    ResponderEliminar
  39. Hermosos relato,sin pecar de "pelota", como todos los que escribes.
    Y ahora una pequeña critica, el reproductor de musica se come parte de lo que escribes, y la solucion es simple, acorta las medidas en el codigo "HTML/Javascript ".
    Por ejemplo si las medidas de tu reproductor son "200" por "150", pues las borras y pones una medida menor, hasta que entre en el "sidebar" sin ocupar espacio en la zona de escritura.
    ¿Lo has entendido?.
    Un abrazo amiga mia

    ResponderEliminar
  40. ¡¡Hola!! Desde “La Radio de los Blogueros” nos encantará contar contigo. Te cuento: cada viernes de 19:05 a 20:00 (hora española), en Punto Radio Sevilla, emitimos un programa pionero en la radio difusión y dedicado, exclusivamente, al mundo del blog: tertulias blogueras, entrevistas, trucos para aplicar en nuestro blogs y, lo que más nos gusta, la lectura en directo de todos los comentarios que nos van llegando desde cualquier rincón del mundo.
    ¿Cómo escucharnos? Pinchando el logotipo de Punto de Radio en la página http://laradiodelosblogueros.blogspot.com. Escúchanos, escríbenos. Somos muchos y queremos ser muchos más.
    Un saludo. Te damos la bienvenida y, sobre todo, no olvides decirnos desde qué lugar nos escribes.

    ResponderEliminar
  41. Me ha encantado la valiosa reflexión que nos ofrece este bello relato, María. Es un placer leerte. Sabes que me encanta pasearme por tu casa virtual

    ResponderEliminar
  42. Gracias por compartir tan gratos textos.


    Un saludo. Paz

    ResponderEliminar
  43. Me ha encantado el relato, gracias María por tu sensibilidad y ternura, vivimos un año más y eso es importante, y siempre podemos cambiar algunas cosas a pesar de los problemas para ser más felices.

    Muchos besos

    ResponderEliminar
  44. Precioso relato Maria, gracias por compartirlo.

    besos

    ResponderEliminar
  45. Hola María!!!
    Es precioso tu relato nos ha encantado a tod@s y muchas gracias por compartirlo con nosotros.

    Un beso muy fuerteee.

    ResponderEliminar
  46. Un buen relato. Las adversidades, los tropiezos hay que tratar de superarlos y seguir haciendo camino, "el camino de la vida".
    Un beso

    ResponderEliminar
  47. Es una metáfora muy antigua, que sigue funcionando. Hermoso texto.

    ResponderEliminar
  48. A la vida hay que agarrarla con fuerza y mirarla cara a cara. Y tirar siempre palante... conservando, siempre, nuestra personalidad... con la cabeza bien alta y repetando a los demás.

    Besicos.

    ResponderEliminar
  49. Muy lindo,

    Deseo que este 2009 este lleno de logros para ti y para los tuyos.

    He regresado de un receso placentero

    Besos de Nube

    ResponderEliminar
  50. hola! hoy tendrás un regalito en mi blog ,espero que te guste.. besitos

    ResponderEliminar
  51. El río siempre enterno de la vida.

    Hola, te animamos a participar en el Radio blog: Luz de gas

    Este sábado de 13 a 16 horas españolas.

    Nos encantaría contar contigo

    ResponderEliminar
  52. Hola María, no me suele gustar eso de que por que cambi el año, los buenos própositos vienen, creo que estos hay que mantenerlos todo el año y francamente...... es la unica manera de que esos cambios como los que experimentó tu rio sean verdaderos y duraderos..... y de verdad sirvan para crecer y mejorar.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  53. Es muy hermoso y merece la pena leerlo, no una sola vez sino varias...gracias María
    Un abrazo enorme
    mj

    ResponderEliminar
  54. Fue un placer leer este bonito relato del río. Gracias. Confianza, Fe en nosotros mismos,en esa voz... ES el mejor camino...

    Volveré por aquí.

    Un abrazo

    Marcos

    ResponderEliminar
  55. Un relato muy bonito, me ha encantado. También nosotros tenemos nuestra esencia eterna que nunca se pierde, por más cambios que afrontemos, pero al igual que el río, también tememos perderla con los cambios.

    Un beso, dulce María.

    ResponderEliminar
  56. Que bien leerte hoy nena... hoy que nieva hasta las trancas...

    besitos grandotes...

    ResponderEliminar
  57. Somos agua
    eso somos

    besos y feliz año amiga

    ResponderEliminar
  58. interesante. Me gusta la idea de que no hay que temer al cambio. Una persoan que quiero mucho me dijo que las personas no cambian su esencia solo su forma.

    Abrazos varios

    ResponderEliminar
  59. El río de la vida se puede encontrar en una montaña o en un desierto, en un vergel o entre la brillante arena de las dunas.
    Te lo dice, quien habita y visita el desierto casi a diario.

    Un relato para vivir; para sentirse vivo.

    Gracias Maria. Toni Sagrel

    ResponderEliminar
  60. Una lectura reconfortante, de esas que nos dejan un buen sabor para todo el día!

    Excelente elección María, con esa sensibilidad tan especial y tuya!

    Mi Abrazo Querida Amiga!!!

    Que tengas un fin de semana extraordinario!

    ResponderEliminar
  61. Gracias María por compartir esta lectura tan linda.
    Un abrazo de luz para ti, amiga.
    BACI, STEKI.

    ResponderEliminar
  62. Lo que se resiste persiste lo que se acepta se transforma. Una bonita historia para ayudarnos a comprender y a recordar esto. Un abrazo María. Estoy contenta poder pasearme otra vez por mis pazos preferidos.

    ResponderEliminar
  63. ... y darse cuenta a tiempo querida María. Muchas veces transitamos sin saber que nos hemos extraviado, hasta que algo nos hace abrir los ojos y darnos cuenta de una realidad un poco dura.

    Bonita entrada... bello gesto mujer.

    vengo también a agradecerte tus bellas palabras en mi humilde espacio. Gracias por todos esos nobles deseos que espero te sean multiplicados.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  64. Bonita entrada para reflexionar y vivir lo que se descubre.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  65. Buen fin de semana, María y abrígate bien, que no veas la que está cayendo por estas Españas. Je, je, je. Un besazo.

    ResponderEliminar
  66. Hola María:

    Venía a devolverte visita y descubro un espacio que me ha dejado gratamente sorprendido. En este primer momento sólo he saboreado tu relato sobre el río, impecable en su texto, interesante y buen acicate para la reflexión.

    En una primera ojeada veo que coincidimos en bastantes planteamientos e inquietudes, será por que ambos somos cáncer, y desde luego tedré que dedicarle tiempo a pasear y conocer este lugar atrayente.

    Volveré más despacio.

    Saludos

    ResponderEliminar
  67. Precioso el relato. Me ha aportado un montón de sensaciones y da valores, la confianza en sí mismo y en los buenos amigos principalmente.

    Un beso para ti.

    ResponderEliminar
  68. Hagámosle frente a la vida, pero sigamos siendo las mismas personas que somos.
    Lindo relato que nos lleva a la reflexión.
    Gracias por todo lo que entregas, estimada María.
    Te dejo un abrazo apretadito y mi deseo para ti de un Año bueno, próspero y feliz.

    ResponderEliminar
  69. Hola María;
    pasado el tiempo tumultuoso en fiestas
    ríos de gente sobre el mar de asfalto
    vuelve a oírse la calma
    reflejando mis palabras
    en este dorado estanque.
    Río abajo, sigue el agua su cauce
    que no es otro que la vida
    el río de la vida
    nosotros mismos.

    Beso tu encuentro
    traspasando el cristal
    de tu espejo.

    ResponderEliminar
  70. Nadie puede acabar con la esencia interior, aunque hay que ser valiente, aunque a veces cuesta mucho serlo. No vale de nada huír; todo te sigue o espera tu vuelta.

    Un besito, María

    ResponderEliminar
  71. Extraordinario relato, tansformarse y adaptarse a cada paso, es una forma de crecer sin perder nuestra esencia.
    Un abrazo, bella dama.

    ResponderEliminar
  72. Como nos cuesta cambiar pautas y paradigmas, parece que pensemos que todo deba hacerse de una sola manera.

    Besos y buen fin de semana.

    ResponderEliminar
  73. Dejo mi huella en forma de cauce, que sinuoso recorre la vida, tratando de superar obstáculos, y nadar en las aguas tranquilas de los días calmos, el río como la vida, es sinónimo de caminos, de diferentes caminos.
    ...Y si de rios se trata, trata de leer algo del "Don apacible".

    Vamos cambiando constante, el agua estancada acaba podrida.
    Maria besos en esta entrada de año, aunque sean tardíos.

    ResponderEliminar
  74. ¡Hola! Te invito a visitar el blog sobre Derechos Humanos que hemos iniciado Cornelius, Jose Luis, Ginebra y yo y al que se incorporó ya mas gente.Se llama "Estación esperanza" y su dirección es:

    http://estaranza.blogspot.com/

    Te esperamos por allá Maria.

    Besos

    ResponderEliminar
  75. MARÍA... Descubrimiento de finales de un número con ganas de largarse... (Y cuántas, aunque con lo poco que me quedo lleno una vida). Espero que sigamos sumando, volver pronto a leerte y seguir cerca de ese beso que me dejas. Recíproco.

    (Volveré en cuanto pueda para leer ese cuento que nos regalas).

    Abrazo de 10 de enero...

    :)

    ResponderEliminar
  76. adaptarse para sobrevivir, no hay otra

    ResponderEliminar
  77. Pues sí que llevo varias cosillas leyendo sobre el agua, ya sea río, lago o mar, me encanta el agua en movimiento.

    en el blog de Marysol, hay un texto muy bueno y te recomiendo la canción de Paloma San Basilio, Rio.


    Un beso guapetona.

    ResponderEliminar
  78. Me parece preciosa tu filosofía.
    Hay que aprender a adaptarse en cada momento a las circunstancias que nos van viniendo. Además cuanto antes seamos capaces de ver el lado positivo de las cosas, antes empezaremos a ser felices.
    Un beso enorme María.
    Te deseo de todo lo bueno para el 2009

    ResponderEliminar
  79. El rio de la vida,si pero una vida sana y sin adicciones estaria mucho mejor os dejo una pagina que os puede ayudar si conoceis a alguien con alguna adiccio,

    ResponderEliminar
  80. Me encanta el escrito te dejo besos de fin de semana

    ResponderEliminar
  81. Si la naturaleza cambia, nosotros sencillamente nos adaptamos. de eso se trata el cambio, de adaptarse a lo que ya ha pasado y lo que vendrá.

    Es cierto que muchas veces nos oponemos a cualquier cosa, nos colocamos en contra hasta de nuestras propias metas y terminamos cansados y derrotados por no dejarnos llevar por la voz de nuestra conciencia.

    María me ha encantado esta entrada, y la metáfora es bellísima me has dado un nuevo punto para partir mi proxima meditación y te estoy muy agradecida.

    Hermosas palabras hermoso post hermosa persona!

    un abrazo mi querida amiga y hasta la proxima

    ResponderEliminar
  82. Y por cierto, esa imagen es bellisima ...

    En el libro Tao te ching aparecen imagenes así, y bueno me encantan son tan expresivas y dan tanta calma

    gracias por tan bello post!
    un beso

    ResponderEliminar
  83. Está muy bien, es algo así como cambiarlo todo para que nada se altere.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  84. ¡Hola María! Bonito relato sobre la vida. La vida es transformación continua. No debemos temer a estos cambios que se operan en nosotros. La vida, como el río, fluye a veces, bravía, a veces, sigilosa, a veces vaporosa, pero siempre fluye.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  85. Me encanta la etiqueta "Relato de Ecología Emocional", muy buena, ja.

    Y el cuento estupendo, creo que muchos andamos divagando sobre la naturaleza humana estos días... Serán las bombas.

    La indignación.

    El puro cabreo a veces.

    La búsqueda de la templanza y la fe en un mundo que siempre parece estar a pundo de desboronarse tragándonos con él.

    Seguir confiando, mantener la inocencia, pretender mantenerla intacta... Se hace cuesta arriba. No tenemos respiro.

    Te dejé esto en respuesta a tu comentario:

    MARÍA, admiro a las personas que pueden conseguir el equilibrio, la paz, la claridad de ideas aún cuando caen chuzos de punta. A veces me he sorprendido en esa postura también por contra de lo que le decía a MOIRA, y sin darme cuenta, me he sabido mantener tranquila y conservar la templanza en situaciones muy difíciles.

    Somos pura contrariedad, llevo toda la vida tratando de entender por qué. Hablamos y hablamos, pensamos, estudiamos... Y seguimos sin saber por qué. Por qué en una misma vida somos capaces de lo peor y lo mejor.

    Somos humanos, si... Pero a veces nos alejamos mucho de ese concepto que nosotros mismos inventamos y protagonizamos.

    Tú si que eres una maravilla y tu positivismo es de los que contagian, no dejes que desaparezca nunca porque como los abrazos también se vende cara esa luz.

    Feliz día también para ti.

    ResponderEliminar
  86. siempre es un placer leer cosas asi , gracias

    ResponderEliminar
  87. muy bueno. en mi blog he escrito algo que podria ser interesante, si queres pasar.

    ResponderEliminar
  88. El ser humano está hecho para adaptarse continuamente a los nuevos cambios, unas veces, nos cuesta más que otras cuando los cambios son más difíciles, pero siempre, a la larga, nos vamos moldeando, lo importante es no perder la confianza en nosotros mismos.

    Muchas gracias a todos por seguir iluminando mi blog con vuestros comentarios y cariño.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  89. Gracias por regalar esperanza a los que gritamos bajo la lluvia… y a los que a veces nos escondemos en las esquinas y no queremos salir porque nos hicieron sentir que no somos o que no hay lugar para todos.

    Aquí estoy empapándome el alma del río que me enseña a ser sin traicionar mi esencia.

    [Muchas gracias por compartirlo María]

    ResponderEliminar
  90. Hola Maria,

    Ufff llegue, un poco tarde pero llegue. EL cuento me encanto!!!! y con tu permiso, me lo quiero guardar para leerselo a mis consultantes.
    Puedo?

    Los cambios no vienen solos, sino acompaniados por lo general de crisis. Porque los cambios en si asustan. Da miedo dejar lo viejo conocido por lo nuevo por conocer.
    Ese proceso de cambio, ese tansito de un estado a otro, implica un desafio, Un crecimiento. Esto si aprovechamos la leccion.

    El rio, tu rio, nos ensenia que hay que fluir con los ritmos de la vida y no luchar en contra.

    Quedarse en el mismo lugar, seria estancarse....y ya sabemos lo que pasa con el agua cuando se estanca...

    Que tus cambios, Maria, como los d ecada uno de nosotros, esten llenos siempre de Confianza ( en nuestro potencial) y Optimismo
    ( en que lograremos el pase de un estado a otro).

    Un beso muy grande y no sabes cuanto me alegra haberte conocido.
    Tus aguas que llegan hasta mi refrescan y nutren mi alma.

    ResponderEliminar
  91. LA MAGA GRIS: Me ha encantado tu comentario, y decirte que así hemos estado todos en algún momento de nuestras vidas, sin querer salir del cascarón refugiándonos para que nos hagan daño. Un beso y feliz tarde.

    MYR: No hay prisa para llegar tarde, aquí tienes los posts y puedes venir cuando tengas tiempo o quieras. Muchas gracias por tu maravilloso comentario, me parece muy interesante tu reflexión y de ella también aprendo, y estoy encantada de haberte descubierto un día. Ya te respondí en tu blog en cuanto a lo de poder coger el relato, me parece de gran ayuda para que puedas leérselo a tus consultantes, y además te doy las gracias por tu amabilidad, habiéndomelo hecho saber antes. Un beso.

    ResponderEliminar
  92. ¡Maña! Sí que eres famosa en cuanto a lectores. No me extraña, con la resonancia del relato, y un blog exultante de belleza...
    Mi regalo ya lo disfrutas, es pensar que muchos agradecen tu esfuerzo.
    Gracias.

    ResponderEliminar
  93. PELE ÓN: Muchas gracias por tus bellas palabras, han sido un gran regalo para mí, vuelve cuando lo desées, estás en tu casa. Un beso.

    ResponderEliminar
  94. Hay que ser río... pero también es bueno ser lago en la vida..

    Abrazos

    ResponderEliminar
  95. PICOBUFI: Muy buena tu reflexión, y gracias por tu nueva visita, ahora mismo voy a conocer tu blog. Un beso.

    ResponderEliminar

Tu opinión es importante. Muchas gracias.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...