miércoles, 21 de octubre de 2009

"Rompecabezas de una vida"



Está demostrado que la memoria está relacionada con nuestro estilo de vida, por eso es recomendable llevar una vida saludable en cuanto a alimentación como a estar activos, aunque también, está demostrado, que, a partir de los 40 años, suele existir más pérdida de memoria, al igual que la misma suele aparecer por problemas, trabajo, familia, estrés, paro, etc.

Tener descuidos es algo que todos hemos padecido, siendo pérdidas de memoria superfluas sin importancia, lo peor de todo es cuando esas pérdidas de memoria se convierten en profundas, llegándose a convertir en la terrible enfermedad de nuestros días: el Alzheimer.

Hay personas que, con 50 años, ya padecen la enfermedad, e, incluso, se han dado casos, con tan sólo, 20 años de edad.

El Alzheimer es una enfermedad que, actualmente, todavía no tiene cura, pero lo cierto es que existen fármacos y terapias que ayudan a estimular las neuronas y a retrasar la enfermedad.

Muchos de nosotros tenemos o hemos tenido algún familiar con esta terrible enfermedad, y hemos ido viendo, cómo, poco a poco, va dejando al enfermo en un estado degenerativo lamentable; la verdad es que esta enfermedad es terrible, no sólo, para quién la padece, sino también, para las personas que están con quiénes la padecen.

¿Conoces a alguién que padezca Alzheimer?







83 comentarios:

  1. El alzheimer es una enfermedad cruel porque cruel es que un padre o una madre no te reconozca.
    Yo trabajo entre ellos y es muy duro incluso sin formar parte de su familia.

    ResponderEliminar
  2. Yo he tenido la experncia con dos familiares, uno de ellos directo y cercano, lo tuve en casa durante el último año de su vida, y tengo que decir que fué una experiencia muy dura y triste, el otro no era era tan directo ni estuvo en mi casa, pero lo veía cada día.

    Es muy triste, ver, como van quedándose poco a poco y cómo van dejando de ser personas, no te recuerdan, no controlan....

    ResponderEliminar
  3. Mi abuela materna sufrió de esa enfermedad y es una pena verlas como se deterioran, aunque algunas veces te alegras de que no sufren ni padecen por nada.
    Ahora está el marido de una conocida con 62 años, lo han tenido que recluir porque se ha vuelto agresivo.

    ResponderEliminar
  4. Nunca he visto el Alzheimer de cerca. Sí he sabido de personas que la han padecido y que en algún tiempo las conocí. Pero personalmente no. Gracias a Dios a mis padres nunca les dió. Mi madre con sus 88 años está lúcida y mi padre murió de cáncer con su cabeza bien puesta.

    Mi memoria está atroz... pero espero que los genes me ayuden y sólo sea cuestión de estrés y descuido, ja, ja.

    Un abrazote querida amiga. Te extrañaba, gracias por pasar.

    ResponderEliminar
  5. Qué tristeza, María. Yo nunca tuve a nacie cercano pero sé de los padecimientos de otros.
    Es muy cierto que debemos de estar atentos a nuestra salud y no dejarse estar.
    Beso para ti.
    STEKI.

    ResponderEliminar
  6. AFORTUNADAMENTE NO CONOSCO A NADIE QUE HAYA TENIDO ESTA ENFERMEDAD PERO SE QUE ES ALGO MUY DURO... ESPERO NUNCA VERLO DE CERCA...
    TU INFORMACIÓN MUY INTERESANTE.
    UN ABRAZO
    ARIADNA B.B.

    ResponderEliminar
  7. Es durísimo ver como dejan de reconocerte y cada día van dando pasos atrás...

    Muchos besitos guapa.

    ResponderEliminar
  8. Nosotros tenemos a mi suegra y es una verdadera pena a lo que puede llegar a convertirse la persona: igual que un bebé de 2 años que ya casi ni reconoce a las personas.

    Menos mal que por lo menos no sufren y son felices. Eso creemos.

    ResponderEliminar
  9. No conozco a nadie directamente.
    Menos mal.
    Debe ser terrible.

    Besos.

    ResponderEliminar
  10. Hola:

    No conozco a nadie que padezca esa enfermedad, pero debe ser terrible el padecerla o estar con quien la padece.

    ¡Dejo un saludo afectuoso!

    ResponderEliminar
  11. ALZHEIMER:enfermedad del presente y futuro que te hace olvidar quien eres. Tengo dos vecinos ,con esta enfermedad ¡como se les ve cambiar;necesitan atenccion las 24 h del dia.¡Pobres familias, cuando acaba todo necesitan ellos atenccion sicologica y fisica tambien por la gran entrega que han tenido.

    ResponderEliminar
  12. Afortunadamente no María, pero por desgracia sé lo que son las enfermedades neurodegenerativas. Es un mundo que crees no te va a tocar visitar nunca, lo miramos de lejos como si no fuera nuestro papel en esta vida tener que conocerlo.

    Ojalá pronto muchísimas enfermedades de este tipo tengan una solución. Gracias por hablar de ello.

    Y bueno, dejo dicho que el 28 de febrero de 2010 es el día mundial de las Enfermedades Raras, otro "mundo" por descubrir.

    Aquí dejo el enlace: http://www.feder.org.es/ver_noticia.php?id=584/

    Un beso enorme!

    ResponderEliminar
  13. De todas las enfermedades, la que más me angustiaría tener es precisamente el Alzheimer. No hay nada peor en este mundo que la memoria condenada al olvido.

    Un beso

    ResponderEliminar
  14. Es muy triste, yo conocí a varias personas así, entre ellos parientes, y te aseguro que la tristeza no te deja respirar cuando te das cuenta de lo que no quisieras saber, gracias María, muchacha gente desconoce esta enfermedad.

    Besos

    ResponderEliminar
  15. Toco madera...de momentos no hemos tocado ese palo de las enfermedades...casi todo el resto si
    Bésix

    ResponderEliminar
  16. Mi positivismo y yo aterrizamos para decirte que recordamos a mi abuelo sonriendo.
    La parte negativa la recuerdo también, pero la parte positiva era que necesitaba sentirse querido.
    Eso fue muy bonito, porque eran sensaciones puras; sin palabras; sólo gestos, miradas.

    Un beso María.

    ResponderEliminar
  17. lo he conocido por un familiar directo.
    Es una de las enfermedades más crueles que puede existir
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  18. En mi familia no hay ningún caso, pero conozco alguno de amigos. Qué enfermedad más dolorosa.

    ResponderEliminar
  19. En mi familia una tía que falleció... La cuidaba una de mis hermanas.

    Pero yo... Me dá una rabia cuando no recuerdo alguna palabra en especial... jejejeje... sí que a veces me pasa... Bueno, parece normal a ciertas edades empezar así... jajajaja.

    Besicos.

    ResponderEliminar
  20. Hola María, me parece un tema interesantísimo el que estás tratando. Directamente no me ha tocado pero conozco a algunas personas, y desde aquí quiero hacer un pequeño homenaje a las familias de estos enfermos, que sufren en silencio.

    Muchos besos.

    Sara

    ResponderEliminar
  21. Bueno mi suegra murió a causa de esta enfermedad, aunque no vivía en su ciudad, cada vez que la veía estaba peor, recuerdo que al principio de su enfermedad le daba por repetir cada cinco minutos lo que ya había dicho, después empezó a no reconocer a sus hijo y esposo, después ya no se alimentaba, había que hacerle todo, hasta darle los alimentos en la boca, pero mi suegro nunca quiso ingresarla, siempre cuido de ella hasta su muerte. Muy difícil para el que la padece, como para los familiares y las personas que los quieren, ver como su pariente o amigo se va perdiendo poco a poco en su mundo, sin que se pueda hacer nada.

    ResponderEliminar
  22. Lo cierto es que no conozco a nadie con esta enfermedad pero debe ser muy duro para la familia, ya que necesitan mucho apoyo psicológico para incrementar su fortaleza interior para poder atenderlos y cuidarlos mientras éstos se van deteriorando cada vez más.

    Un beso, niña.

    ResponderEliminar
  23. Nunca he tenido un familiar cercano que la sufra, pero sí tengo amigos cuyos padres o abuelos la sufren... y no están preparados ni los enfermos ni los familiares que los rodean, la impotencia que sienten es desesperante.

    ResponderEliminar
  24. Hola, MARÍA.

    La verdad que sí sé del Mal de Alzheimer. Pero personalmente no conozco a alguien cercano a mí que lo padezca.
    :D
    Un abrazo, HASTA PRONTO,María.

    ResponderEliminar
  25. Hola María: Durante 5 años tuvimos mi suegra con Alzheimer y si piedo decirte que es tremendo, como pesaba mucho tnian que ayudarnos mis hijos de 16 y 18 años a desnudarla y meterla en el baño, es muy duro pero también se puede sacar algo positivo si se hacen las cosas por amor, creo que mis hojos maduraron en este tiempo y crecieron deprisa en el amor, fue duro, si, pero fue una esperiencia muy positiva para toda la familia.
    María de todas las situaciones se puede aprender cosas buenas.
    Sabes una cosa María, que me pasa con tigo como como Mirian y Ramón que hos he tomado cariño por eso te te mando un ferte abrazo y un beso como me dice mi nieta por buena

    ResponderEliminar
  26. María, no te fijes en las faltas es que me estoy durmiendo asi que me voy a la cama.
    Otro abrazo

    ResponderEliminar
  27. Hola Maria, te leo muchas veces, pero hoy no podia irme sin comentarte.

    Yo no he tenido ningun familiar, pero por mi trabajo he convivido con personas afectadas, y mucho.
    Hace unos años trabajé en una residencia, la unica que había en Madrid totalmente todo de enfermos de Alzheimer, con distintos grados.

    La residencia estaba preparada para sus discapacidades, con puertas que solo se habrían por un timbre al otro lado...todo bajo llave, rampas...etc.
    En la planta baja estaban los que estaban de dia, que llegaban a las 9 de la mañana y se iban a las 5 de la tarde despues de la merienda.
    Con estos había que andar con mucho cuidado, a veces entre ellos discutían, o simplemente el tenerles que ayudar a pasear, teníamos que ejercitar su mente, con ejercicios... movimientos... canciones...

    Despues estaba la primera planta, allí estaban los que vivian allí y tenían un grado mas de esta enfermedad.
    Y en la ultima planta era lo mas duro.
    Personas que ya no son mas que huesos retorcidos, alimentandose por una sonda nasogástrica...es realmente duro.
    recuerdo una señora que llevaba dias sin articular palabra, no estaba tan mal como esas, y un dia me senté con ella a hacerle preguntas sobre su vida, ella me miraba, yo le hablaba de niños, de familias... y me sonreía.
    Me puse a recordarle canciones de su época, cuando llegué a lola flores, noté como se emocionaba, y seguí con una canción con otra, menos mal que eso se lo debo a mi madre, jaja que me enseñó todas sus canciones.
    Pues asombrosamente terminó cantando a media voz la canción conmigo, fué realmente alucinante, pues llevaba dias sin hablar solo decia agua.

    Se sufre mucho cuando los ves como se van deteriorando, y cuando los vas viendo irse, a veces había épocas que fallecían varios, después había una temporada mejor, y descansabamos, porque era muy triste, aun recuerdo a muchos, y me sigue dando pena, no terminas de acostumbrarte.
    Pienso en esa vida que han vivido y que la olvidan por completo.
    Yo siempre pienso en sus sentimientos, lo que habrán amado en su vida, los hijos que han tenido, las emociones que han vivido...y ahora con esta miserable enfermedad, todo queda en el olvido.

    Siento haberme explayado tanto, pero mira ya te he comentado para dos meses jajaja.

    Besos.

    ResponderEliminar
  28. Sí que es una enfermedad terrible, tanto para la persona que la pacede como para los que estamos a su alrededor. Es muy triste ver a un ser querido perdido en el olvido,que no reconozca a sus hijos, nietos, amigos... respiran pero no viven,dicen que no sufren, que son felices en su mundo pero no lo quisiera para mí. Vivir es ser consciente de que estás viviendo.

    ResponderEliminar
  29. No hay nadie a mi lado que lo padezca, por ahora... pero la verdad es que siempre me ha parecido una enfermedad que me asusta... perderlo todo, todo, tu memoria...

    Besicos

    ResponderEliminar
  30. YAIZA

    No te imaginas cuánto te agradezco tu comentario, el que hayas compartido tu experiencia en la Residencia con los enfermos de alzheimer, y con esa señora que no decía nada y que tú le hiciste cantar, ¡qué tierno y bonito! se me han saltado las lágrimas cuando te he leído, me parece tu trabajo una gran labor, de ayuda, de solidaridad, de humanidad, y también muy duro tener que vivir todo ello.

    Te mando un abrazo especial con las gracias.

    ResponderEliminar
  31. Yo sí tuve un familiar directo afectado por esta enfermedad.Hace unos meses, le dediqué una entrada titulada Miradas Perdidas,te la transcribo,es muy corta.

    "Volver a ser niña, tu enfermedad. Tus arrugas delatan el sabor de la vida, una vida repleta de amor, lucha y ternura. Tu conciencia atrofiada enjauló tus sueños atrapados en el pasado, olvidando el presente, destrozando un futuro.

    Te olvidaste de tu gente, se desmoronó tu sonrisa, tu mirada amable convertida en mirada perdida, buscando nada, todo...

    Si te hablo me confundes, si te sonrío me ignoras, si te acaricio me olvidas.

    La gran mujer se transformó en niña, más tarde la niña en sueños, los sueños en gritos y los gritos en nada...

    Llegó tu muerte sin dejar de existir, se extinguió tu vida sin dejar de vivir, nos dejaste solos, pero ninguno te olvida."
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  32. Hola amiga,

    Poder vivir en paz y feliz es muy sano para vivir mejor..

    Quien lo logra tiene esa suerte..

    besitos

    ResponderEliminar
  33. Mi abuela, y fue horroroso.
    Ojalá encuentren una cura algún día.
    Besos

    ResponderEliminar
  34. Sí que conozco un caso muy cercano y da una gran tristeza ver cómo una persona que era fuerte y segura se pierde en una nube y se marchita su mente. Besos, amiga,
    V.

    ResponderEliminar
  35. Si mi cielo, al padre de mi nuera, y es tan triste porque no es ni la sombra del hombre que era, da pena verlo asi, y también cuanto sufre su familia y el desgaste emocional del núcleo familiar. Es bueno entoncés ante sintomas concurrir al médico y tratar de retrasar esta terrible enfermedad. Besos tía Elsa.

    ResponderEliminar
  36. Mi tío la padeció...era mi tío favorito, al que más quise y al que más he querido. Era muy doloroso saludarlo, abrazarlo y ver que te abrazaba pero con la mirada perdida...no me conocía...
    Un besito.

    ResponderEliminar
  37. Es muy triste y muy fuerte, me conmovio... gracias por compartirlo!!!

    ResponderEliminar
  38. No conozco a nadie cercano con esa maldita enfermedad a la que temo tanto...
    Besos y salud

    ResponderEliminar
  39. No conozco querida María pero pensandolo bien creo que es lo mismo que antes por lo menos acá se la denominaba "Locura senil" es en verdad una forma muy triste de finalizar la vida apartándose de los seres queridos ir quedándose sin recuerdos que en definitiva es uno de los tesoros que te va dejando la vida.

    Te mando un beso hermosa

    ResponderEliminar
  40. Antes de nada muchisimas gracias por visitar mi blog en el cual siempre seras bien recibida y hacer comentario , tu blog me gusta, se respira aire puro... te sigo...
    Tengo una vecina del trabajo que la mujer da pena verla... que enfermedad mas cruel.. no hay derecho que pasen esas cosas despues de luchar tanto en la vida.. pero esta vida es tan injusta... que sabemos lo que nos va a tocar..
    Gracias por darme la oportunidad de conocerte, volvere..

    Un fuerte abrazo magico desde mi pais..
    Feliz jueves.

    ResponderEliminar
  41. Mi madre no tenía alzheimer, pero fue muy parecido.
    Su problema era falta de riego sanguíneo. Por lo que compreenderás los síntomas son muy parecidos, aunque su evolución, en el caso de mi madre....en 4 meses se la llevó.

    Besos

    ResponderEliminar
  42. No tengo experiencia cercana de esta enfermedad, pero creo que es una de las peores, es una muerte en vida... Esperemos que quien la padezca no sufra,no lo sabemos, pero para la familia es un trauma, es una ruptura absoluta de comunicación...y una terrible impotencia.
    Un abrazo enorme para l@s que entre tus visitas lo hayan vivido y/o lo vivan...

    Y para tí, María que lo tuviste cerca, un beso muy cariñoso.

    ResponderEliminar
  43. Perder los recuerdos y no ser consciente de ello debe ser muy duro... para la familia y los amigos.

    Un beso María...
    hace tiempo escribí algo relacionado... lo buscaré y lo publicaré... dedicado a ti.

    ResponderEliminar
  44. La he vivido en mi entorno y lo más dramático para mí es su desconexión con el pasado, con la vida intelectual y del proceso cognitivo. La mente es la esencia de la vida y el cuerpo el soporte, si solo funciona el soporte se pierde la esencia.
    Un beso,María

    ResponderEliminar
  45. Amiga, Dios nos libre...

    No he vivido ningun caso cercano, pero temo que ademas es algo que se presenta de golpe como un caballo desbocado...

    Dios nos libre, amiga

    Recibe un abrazo

    ResponderEliminar
  46. Afortunadamente nadie de mi entorno padece esta tremenda enfermedad, pero por lo leido y visto en videos, es una verdadera muerte en vida para el enfermo y su familia.
    Un abrazo querida amiga

    ResponderEliminar
  47. Yo lo he vivido de primera mano con mi abuela paterna, fallecida hace seis meses, y en verdad que se trata de una enfermedad terrible, porque arrebata lo más valioso que tiene una persona, su identidad única e irrepetible como ser humano. No quisiera verme en esa situación, así que trato de ejercitar el intelecto lo más que puedo para tratar de reducir las posibilidades de tener alzheimer en el futuro.

    ResponderEliminar
  48. Hi dear María!!

    El alzheimer (primera vez que lo escribo) lo padeció un vecino muy, muy querido que tuvimos y creéme, fue lamentable verlo al final de sus días. Lo que has escrito es muy cierto, pero no todo el mundo pierde memoria a los 40 años, mi padre la tenía prodigiosa cuando partió de estas coordenadas terrenales. Dios nos libre de padecer esta enfermedad en nosotros o en nuestros entornos. Esperemos que la ciencia avance y descubra una solición para bien de la calidad de vida de tanta gente buena que la padece.

    Te abrazo con especial afecto!

    ResponderEliminar
  49. Sorry María, el tecleo ocasionó que se repitiera el mensaje, pero no fue alzheimer, sonrío.

    ResponderEliminar
  50. Jajaja también a mí me has hecho sonreir, LULLY, no te preocupes, que los que salieron repetidos los borro.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  51. Hola guapa!!

    Creo que toda la vida es rompecabezas... como que de eso se trata el juego...


    esto indica lo importante ke son lso recuerdo... es como si es lo que nos ahce ser quien somos, no?

    si se borra el disco duro... pues se acabo la persona... ya dejo de ser aunque este viva...

    (pero hay una pregunta de refelxion... ¿y que pasa cuando morimos y se daña el hardware... a donde va a parar todo lo que fuimos??)

    Cuidate... te mando besos con cariño

    Naty

    ResponderEliminar
  52. La tia de mi esposo, que lo lleva basante bien.
    .
    En cuanto al cancer y la cinta rosa, esto dijo el bajista de Kiss, Peter Criss machazo de Brooklyn que lo padecio: "Quienquiera que las haya inventado (las máquinas de mamografía) lo tuvo que haber hecho en la época medieval", explicó el músico, agregando que casi era imposible colocar un pecho pequeño en el aparato. El calificó al dolor de "insoportable".

    Es mas simple un pinchazo, un simple analisis de sangre detecta cualquier rasgo de malignidad..... algo que para el Alz no hay.

    ResponderEliminar
  53. Una de mis tías la padece y cuando se la visita ya no conoce a nadie.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  54. María, no conozco a nadie, pero como todos, he leído y oído mucho al respecto.
    Opino que es una enfermedad que hace que "mueras" mientras vives... sin memoria, qué somos...?
    Un beso, mi niña
    Natacha.

    ResponderEliminar
  55. Hola María,

    Por mi trabajo, por voluntariado y por la vida en general, me he encontrado con frecuencia con esta enfermedad, que solo permite actuar en el día a día, en los afectos sin barreras y en la capacidad de entregarse infinita.

    He visto todos los estadíos, desde el más leve, hasta el más grave, y todos y cada uno de ellos son desgarrantes para la gente que los quiere. Es ir despidiéndose en cada equivocación, en cada rasgo de lucidez que se va, en cada rechazo, en los minutos que dejan de darse. Se convierten en personas extrañas para los de su alrededor, y saberlo... no ayuda.

    Las fuerzas fallan, y la ayuda exterior se hace necesaria e imprescindible.

    Es una despedida continua e imparable.

    Una prueba de amor.Incondicional.

    Un gran abrazo, María!

    ResponderEliminar
  56. Yo lo he vivido de una forma que aunque no era mi familiar estuve de cerca con ella y era una gran amiguita que lamento mucho su pérdida. Aun no hace un año que partío de este mundo y siempre recuerdo lo feliz que fue antes de ausentarse con esa terrible enfermedad. Es dificil pero hay que pensar siempre que aunque no nos toque con nuestros familiares siempre hay alguien cercano que lo puede padecer y de alguna manera hay que enfrentar esta enfermedad que no distingue raza ni edad y tratar de combatirla de alguna manera.
    Solo espero que ya pronto las personas que se encargan de estudiar todas esas curas pues la encuentren pronto asi como lo hicieron con el SIDA y ahora como lo han estado haciendo con el AH1N1 y es que hay tantas y tantas cosas en el mundo que debemos protegernos.
    Gracias mi querida amiguita por este post, y gracias por tan hermosos temas que siempre tocas en tus publicaciones.
    Te dejo un besote mi linda y muchas bendiciones de todo corazón.
    Un abrazo Fuerte mi querida María!

    ResponderEliminar
  57. Terrible enfermedad, que no nos ha tocado de momento en la familia ni allegados y por desgracia es tremendo para los familiares cuidadores, ellos llega un momento que no se dan cuenta lo que estan padeciendo ni de las molestias.

    He visto algunos y es tremendo sólo con pensar el desarrolo de la enfermedad causando un deterioro personal muy desgradable...

    Y es algo que no se puede obviar, porque está latente en cada momento y me puede llegar como un número más para seguir englosando las listas.

    María, hoy ya he abierto Los amores de la gata y mañana el de La gata y la vida continua...

    Antes has ido a tomar el descafeinado a mi apartamento y ahora senti la necesidad de hacerlo yo el tuyo. Puedes creerme al decirte, que me siento muy reconfortada desde que lo he tomado departiendo un ratito junto a tu grata presencia.

    Me voy dejandote como regalo unas semillas de afecto y amistad, para que sigan desarrollandose en mi ausencia.

    Un abrazo y hasta pronto!!

    ResponderEliminar
  58. conozco a alguien pero no cercano, y entiendo que es un sufrimiento sobre todo para las personas que están cerca

    ResponderEliminar
  59. Una terrible enfermedad. No conozco a nadie que la sufra. A veces la vida es tan dura...

    Gracias, muchachs, por las palabras de aliento que le dedicaste a mi amiga Raquel. Fuiste muy amable. Espero que estés muy bien. Ya veo por tus textos que estás en plena forma. Je, je, je. Abrazos. Cuídate.

    ResponderEliminar
  60. Tengo una dolorosa experiencia con un familiar allegado, brillante científico y hoy condenado por la maldita enfermedad.

    Se lo que se sufre en torno al que la padece.

    Abrazos,

    ResponderEliminar
  61. Lo conocí y conviví en cierta manera con él... murió hace años... fueron momentos duros... y tristes...

    La vida a veces es injusta... si no podemos disfrutarla, si no somos conscientes de lo que nos da, para que nos mantiene muertos en vida...

    Un beso. Marea@

    ResponderEliminar
  62. No conocí a nadie hasta ahora con esa enfermedad, sólo de oídas y me parece tremenda. De todos modos creo que es tan terrible como el Parckinson, el cáncer o el sida... en definitiva lo peor es padecer enfermedades que hacen sufrir y que no tienen cura...

    Ojalá la ciencia avance lo suficiente para darnos esperanzas.

    Un besazo, María.

    ResponderEliminar
  63. Por suerte no he tenido a nadie cercano con esta enfermedad, pero sí que he conocido a gente con esta enfermedad y es horrible. Ojalá pronto se descubra algo que realmente remedie los estragos de esta enfermedad.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  64. Pues sí, María nuestro estilo de vida y nuestra forma de pensar incide en muchas cosas y condiciona y determina factores que nos afectan, como en este caso el de la memoria. Cuando empiezo a tener despistes, me pregunto ¿en qué puedo ir más despacio? Creéme, las prisas y los nervios, a la larga te perjudican

    ResponderEliminar
  65. ¡Hola María!
    Que se puede decir, del Alzheimer…
    De algo que nos quita poco a poco eso que nada, ni nadie nos puede quitar
    Los recuerdos de toda una vida,
    el conocimiento, y reconocimiento de las cosas.
    ¡La voluntad…!
    ¿Qué se puede decir?

    Si, conozco sí.

    Saludos de J.M. Ojeda

    ResponderEliminar
  66. Pues desgraciadamente ya no conozco a nadie que padezca alzheimer, mis dos familiares ya fallecieron. Y digo desgraciadamente porque su muerte, aunque pudo ser una liberación, fue algo que si sintieron, y los últimos vestigios de voluntad y consciencia se aferraron con tal fuerza a la vida que no pudieron fallecer en la indiferencia con que habían vivido sus últimos años.

    Es una enfermedad realmente cruel.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  67. Diabólica enfermedad, que maltrata a la familia de una manera que asusta. Tengo casos en la familia, y la verdad es que tristísimo.

    Saludos y un abrazo

    ResponderEliminar
  68. María

    Conozco personalemnte un caso de una persona con esta enfermedad. Es terrible.

    Ojalá que se descubra de alguna forma el gen que nos hace potenciales pacientes y que se pueda descubrir una terapia preventiva o que aminore los grandes estragos que ocasiona en el cerebro.

    Un abrazo.

    Juan Antonio

    ResponderEliminar
  69. Por desgracia, mi madre, lleva ya un año diagnosticada, y aunque aún nos reconoce a todos y sigue estando activa para casi todo, cada vez tengo que quitarle mas tareas, y hacerlas yo, cuando vuelvo de trabajar, además del sufrimiento diario y las carreras que me tengo que dar, para estar el menos tiempo posible fuera de casa. Lo curioso, es que recuerda cosas de cuando era muy pequeña, pero nada de hace 5 minutos, te pregunta constantemente lo que ya hemos pasado a llamar "la pregunta del dia", algo que ha oido o que le hemos dicho, y por la razón que sea, se le queda grabado, y te lo pregunta cada dos minutos. Un beso

    ResponderEliminar
  70. ISABEL

    Siento mucho que estés pasando por esa situación con tu madre, no me dices la edad que tiene, aunque más o menos me la imagino, pero es terrible para las personas que están cerca, viéndola cada día.

    Te agradezco mucho el que hayas compartido tu vivencia personal, y te mando un beso enorme.

    ResponderEliminar
  71. PARA TODOS

    A los que no conozcan a nadie que tenga Alzheimer, o a los que lo estén viviendo cerca y hayan compartido su experiencia, o a los que habéis dejado vuestra huella personal, y a los que tan sólo me leen, sin dejarla, a todos, muchas gracias por leerme.

    Os deseo un feliz día de Domingo.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  72. Tiene 82 años, y es la mujer mas entrañable que jamás he conocido, y ahora, desde sus 155 cms., sigue siendo para mis cuatro hermanos y para mi, la figura mas importante en nuestras vidas, porque ella, que nos lo dió todo, que cuidó de nuestros hijos para que pudieramos trabajar (sus siete nietos, y dos biznietos, la adoran), ahora es como una niña, que no deja de sonreirnos, y vamos a estar arropándola hasta su último dia (que espero que tarde mucho en llegar), porque es nuestra madre, y la adoramos, y te aseguro, que necesitariamos 3 o 4 vidas para devolverle lo que ella nos ha dado.
    Un beso

    ResponderEliminar
  73. ISABEL

    ¡Qué bonitas palabras has desprendido de tu interior! la verdad es que me has emocionado, ¡me parece maravilloso cómo amas tan profundo! sobre todo, ahora cuando más te necesita, y es que nuestros padres lo dieron todo por nosotros, nos cuidaron cuando estuvimos enfermos y lo necesitábamos y ahora son ellos los que lo necesitan, en tu caso, tu madre, y tú desprendes tanto amor en tus palabras, de verdad me parece maravillosa tu manera de sentir y de amar.

    ¡Y qué triste que algunas personas vean a sus padres enfermos como trastos viejos que les dejan abandonados y sólos cuando más necesitan de ellos!

    Te mando un beso enorme.

    ResponderEliminar
  74. Hola María

    antes de nada, pedirte disculpas por mi tardanza de pasarme por tu blog... me ha sido imposible, ando últimamente con el timpo justo para todo.

    Vaya un tema que has tocado, María, yo creo que es lo que más miedo nos dá a todos, la pérdida de la memoria, de nuestros recuerdos... Enfermedades más duras que el Alzheimer... difícil. Conozco a un amigo que su padre murió ya hace unos años...y ahora lo tiene su madre. Y jóvenes. En fin, es muy duro esta enfermedad.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  75. RICARDO BATICÓN

    No me pidas disculpas, por favor, sobre todo, no te sientas obligado de venir a mi blog, hazlo cuando puedas y tengas ganas, y ya sabes, que eres bien venido.

    ¡Sí! es una enfermedad muy dura para quién la padece y para los que están cerca.

    Gracias, Ricardo.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  76. Sí, María sí, me toca tan de cerca que es mi querida Madre. Estoy cuidando de ella hace dos años y es terrible la impotencia y el dolor que supone esta enfermedad y el notar día a día el deterioro de tu ser querido. La cuido, la mimo todo lo que puedo, ella lo dió todo por mí y ahora soy yo la que está siempre pendiente de ella, pero el desgaste psíquico y emocional está ahí, conmigo, que no puedo evitar. Hay un antes y un después en mi vida, a raíz de su enfermedad, pero aquí estoy hasta que Dios lo quiera. Gracias Maria por tu post.
    Besos

    ResponderEliminar
  77. Hola María, soy María Elena, y una vez leí una poesía tuya, titulada
    " Rompecabezas de una vida" quisiera tu permiso, para poder copiarla, y entregarla en los grupos en los cuales trabajo.
    Te cuento que he tenido a mis papás, sí a los dos con demencia, mi madre con Alzheimer, y mi padre con demencia frontotemporal, fue y sigue siendo horrible, he estado ayudada por psicíologa, y actualmente estoy con psiquiatra.
    Realmente es la pandemia del siglo XXI. Solo el que lo pasa se puede llegar a imaginar lo que es esto, primero mi mami, y luego mi papi, él ya ha fallecido hace 4 años
    ( Dios se acordó de él ), pero mami, en una etapa terminal aún vive. Dios sabe por que y para que mi mami, esta en esta tierra, alguna misión deberá aún tener que cumplir, yo no lo entiendo , pero esa es tarea de Dios, y no mía.
    Me empecé a interesar, muchísimo en el tema, y actualmente coordino los grupos de ALMA, en la ciudad de La Plata, en la Argentina, y en Bs As. coordino con otra compañera y 3 doctoras, talleres para familiares, en el hospital italiano de la ciudad de Bs. As.
    Creo k esta enfermedad de mis padres me ha llevado a ser mejor persona, debemos aprender hasta de lo malo k nos pase en esta vida.Y ahora y por tales circunstancias, ahora puedo ayudar a los demás.
    Mi madre ya lleva 15 años, con esta enfermedad y está en una etapa final, pero es muy triste, muy difícil, muy angustioso, hacés el duelo de alguien k que aún vive, solo me ha quedado el
    " estuche " de mi madre, lo k está adentro ya no es mi madre, yo pasé a ser su mamá, y eso duele, y a la vez no se entiende.
    Nosotros somos 4 hermanos, yo, la mayor me hice cargo de TODO, los otros 3 se " borraron" por distintas circunstancias, pero siempre hay en la familia, alguien que se hace cargo, es el cuidador principal y es a él al que debemos ayudar, ya ke esta tremenda enfermedad deteriora muchísimo al cuidador.
    Bueno, creo, k me extendí demasiado, el tema me apasiona, pero me da mucho dolor.
    María si tienes la poesía, me la prestas, por supuesto abajo irá tu nombre.
    Gracias. El fin es distribuirla en los grupos.
    Por favor, si lo podés hacer, mandamela a mi correo. mamadol@hotmail.com Gracias.
    En unos días entraré de nuevo a tu blog y prometo mandarte una poesía, sobre el tema que se llama" bendición de un anciano", y está muy bella.
    Gracias. Hasta pronto y gracias.

    ResponderEliminar
  78. MARBU

    Gracias por contarnos tu experiencia, la verdad es que cuando el familiar es tan querido y cercano como una madre, el dolor que se siente al verla es mucho más grande, sobre todo, porque no se da cuenta que quién la abraza y quién la mima es su propia hija, pero estoy segura que ella tendrá un sexto sentido y sentirá algo muy especial cuando la abraces.

    Un beso grande.

    ResponderEliminar
  79. ANÓNIMO

    Muchas gracias por contarnos tu experiencia personal, si ya es terrible que un familiar cercano lo padezca, mucho más, es que sean dos aunque, actualmente, sea tu madre quién la padezca, porque tu padre falleció, pero nadie puede hacerse a la idea cómo puedes sentirte, sólo cuando uno está en la misma situación es cuando se puede dar cuenta de lo que puedes estar sintiendo, que es una impotencia total, y no me extraña que hayas tenido que ser ayudada por psicólogos, porque estas enfermedades destruyen, no sólo a quiénes padecen la enfermedad, sino a los que están cerca. Espero que, poco a poco, te vayas recuperando.

    ¡Claro! que te doy permiso para que, con mi enlace y mi nombre, te lleves mi post titulado "Rompecabezas de una vida", y lo distribuyas en los grupos donde trabajas y que creas pueda servir de ayuda, será para mí una gran satisfacción el poder aportar un pequeño granito de arena con mi escrito, y además, yo misma te enviaré el escrito por email a la dirección que me has dejado aquí para que no tengas que molestarte en copiarlo tú.

    No me dices si tienes blog, si fuera así, me gustaría que me dejaras el enlace para poder ir a visitarlo, y también para conocer dónde has dejado colocado mi escrito, me encantará conocerlo.

    Y muchas gracias anticipadas por el regalo del poema que, dices, me vas a enviar.

    Un beso grande.

    ResponderEliminar
  80. ANÓNIMO

    Muchas gracias por el poema que me has regalado.

    Espero que hayas recibido bien a través del email que te he enviado mi post, el que tú querías.

    Un beso.

    ResponderEliminar

Tu opinión es importante. Muchas gracias.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...